PETROGRADO ES CULTURAL‏ (IV)

1 Comentario »

SENSIBILIDAD FEMENINA

Hola feminazis, me caéis muy mal. Todas menos Jill Solloway. A Jill le permito todo, tengo manga ancha con ella, aceptaría de rodillas ser un macho cretino y repulsivo si ella me lo pidiera. Porque ella es la responsable de “Transparent”, la serie, la SERIE.

Ya sé que hoy en día es un coñazo (perdona por la expresión Jill) que te recomienden series,porque todo el mundo está viendo la puta (perdón otra vez Jillie) mejor serie, y cada semana nos recomiendan una nueva que es la polla (Jill, es que el lenguaje es machista COÑO) o una de hace ya unos años que “nomepuedocreerquetodavíanolalahayasvisto”.

Bien, Transparent tiene su origen en un acontecimiento ocurrido en la vida de su creadora durante 2011. El padre de Jill Solloway salió del armario ése año y desde entonces se traviste, CATACROKER; piensa por un
momento en tu padre e imagina que en la comida familiar del domingo aparece vestido de mujer y te dice que a partir de ahora va a vestir así porque es una mujer. Por cierto, esto me recuerda a uno de mis nombres
de grupos inventados favoritos: “Papá Travelo”.

En realidad tiene mucha más sutileza y sensibilidad femenina el elegido por la Solloway para su
serie: Transparent, que juega con el propio signficado de la palabra y con la combinación de las palabras “trans” y “parent”. Lo de Papá Travelo podría valer para un remake español con Arévalo en el papel
protagonista.

Otro punto fuerte es la banda sonora, la elección de las canciones no puede ser más acertada, suenan Dustin O`Halloran, Neil Young, Bob Dylan, los Yardbirds, los Psychedelic Furs, Leonard Cohen y…¡sorpresón! Gap Dream y Cherry Glazzer, que son dos bandas de un pequeño sello americano que me vuelve loco, Burger Records.

Pero que no acaba ahí el asunto con Burger, la cantante de Cherry Glazzer, la bellísima Clementine Creevy
tiene un papel secundario en la serie. La canción de Cherry Glazzer elegida es “White’s not my color this evening”, un temarral por el quisiera tener la regla cada mes y poder ponérmelo a todo volumen “uno de esos días”. Sé que este último también es un comentario inapropiado desde el punto de vista femenino, pero es lo que piensa mi neurona…

Voy a dar dos últimos argumentos más para que veaís la serie sin destriparos nada del argumento. Jill Solloway fue una de las principales guionistas y directoras de episodios de “Six Feet Under” (best tv series ever), y sólamente son diez capítulos de media hora. Es una barbaridad, oigan.

Por cierto, absténganse homófobos, misóginos y demás mentecatos.

En Petrogrado, a 27 de noviembre de 2014,

Yevgueni Byket

FacebookTwitterGoogle+Compartir

Un comentario a “PETROGRADO ES CULTURAL‏ (IV)”

  1. Cuanta razón le asiste compadre, otra gran serie que llevarnos a los globos oculares, y van….

    La calidad de las series televisivas de las dos últimas décadas es inversamente proporcional a la del cine, que salvo honrosas excepciones pasa por una crisis creativa galopante.

    Será cuestión que como en los 70 ocurriese con los Scorsese Spielberg y compañía, las productoras cinematográficas, den entera libertad a los creadores de estas series, para que puedan hacer grandes películas.

Deja un comentario